Por qué el tiempo es tan malo IV


Pues ya llevo 3 columnas anteriores sobre el tema (vea una, dos y tres). Y a propósito de columnas, sea el momento para reconocer que ya no podré cumplir uno de mis propósitos de nuevo año, que era escribir una cada semana. Internamente me transaré por 52 al año, pero bueno, es mejor no prometer. En fin. La razón por la cual en esta ocasión mostraré que el tiempo es un mal medio de comunicación, es porque le hace a uno difícil, o lo sabotea, en el proceso de conocer la verdad de los hechos, ya sea por que manipula los hechos o porque sus interpretaciones favorecen alguna forma de opresión contra alguien en desventaja, lo cual yo considero una falta ética grave.

Yo digo que el tiempo es una máquina desvergonzada de propaganda gobiernista, siempre amañada a su lado, porque dado un hecho, el tiempo siempre lo presentará de la forma que más le convenga al gobierno. Casi como lo presentaría el gobierno. Basta comparar estas dos caras de la misma noticia sobre la ley de habeas data, que trata sobre la exclusión de deudores a paz y salvo de las bases de datos de deudores morosos de entidades financieras.

La versión A, de portafolio (el tiempo) se titula “Más de 4,7 millones de colombianos fueron retirados de listas de morosos”. La otra versión, la de El espectador, se titula “Por negligencia, 800 mil colombianos siguen en bases de riesgo financiero”. Hmm, a ver, que pasa aquí. Veamos de qué manera inicia el tiempo su nota:

Más de 4,7 millones de colombianos fueron retirados de listas de morosos. Ello gracias al período de transición contemplado en la Ley de Hábeas Data, que sin embargo el Gobierno no ha reglamentado, lo que perjudica a otras 800.000 personas. Tras cumplirse un año de la vigencia de la Ley de Hábeas Data, 4’721.156 colombianos fueron retirados de las listas de morosos de las centrales de riesgo Datacrédito y Cifin.”

el tiempo, se sabe, es una cosa ladina, miserable y engañosa, y es por eso que siempre hay que leerlo. Si uno quiere saber de qué manera quieren engañarlo a uno, hay que leer el tiempo. Ahora, yo porqué digo que es ladino, miserable y engañoso. Muy sencillo. Continúa esta cosa diciendo que:

“No obstante, el senador Luis Fernando Velasco, autor de la Ley, urgió al Gobierno para que regule esta iniciativa, porque el decreto es fundamental para que los ciudadanos tengan claros los parámetros que deben seguir para reclamar, ante las superintendencias Financiera y de Industria y Comercio, cuando los operadores de la información crediticia y comercial cometan errores que los afecten y éstos no sean corregidos “

Entonces resulta que Velasco “urgió al gobierno”. Pero ¿Y quién es este Velasco, autor de la ley? ¿Será un amigo del gobierno que, para continuar su buena obra decidió darle un amable “recorderis”, para que se “pusiera las pilas” con esta iniciativa que ha beneficiado a casi cinco millones de personas? O ¿Acaso sería un senador de la oposición que denunciaba que el gobierno se estaba haciendo el pendejo con la aplicación de una ley que, casualidades,  iba en contra de los beneficios de los más poderosos, que es de quienes el gobierno siempre está de parte?  (Esta es la “confianza inversionista, resumidamente)

Si fuera el primer caso, pues sería un amable recorderis de amigo a amigo, en una labor que va muy bien – imagínense, ya van como por el 80%- . Pero si fuera el segundo, sería una denuncia de un antagonista, diciendo, palabras más, palabas menos, que porqué pasado un año de la entrada en vigencia de la ley, aun faltan 800.000 personas por sacar. Y si fuera el segundo caso, pero yo iniciara la noticia ensalzando los logros del gobierno, cuando lo que ha hecho es faltar a su deber, y si además a mí se olvidara mencionar el detalle de que Velasco es de la oposición, y si para colmo, yo digo que Velasco “urgió”, en vez de decir que hizo una “dura denuncia”, ¿no estaría yo tejiversando los hechos de manera deliberada y deshonesta para desinformar a mi lector? Y en efecto, así es. Digamos que a colombia muchas cosas le hacen mal. La corrupción, la guerrilla, el narcotráfico, y bueno, yo a los males de este pedazo de tierra que tiene por desgracia la jurisdicción de este estado, le sumo el tiempo. Porque si uno lee la nota del tiempo ve que hay dos cosas claves que no dice: una, que Velasco es opositor, y dos, que denunciaba la desidia del gobierno. ¿Puede ser peor? Claro, con el tiempo siempre se puede. Por ejemplo, que tal si además de todo uno cogiera y desviara la atención del asunto a un tercero involucrado, nada que ver con la ley. Pues sí, el tiempo lo logra. Concluye esta pieza de desinformación descarada diciendo que:

“El parlamentario también denunció que varias compañías de cobranza están utilizando, de forma indebida y abusiva, los reportes de las centrales de riesgo como un mecanismo de presión para que las personas paguen deudas que bancos y otras empresas dieron de baja de sus balances, al ser incobrables”

El único rezago de moral que le quedo al consueta que escribió esta nota fue poner esta cita:

“Es muy sospechoso que un Gobierno que tiene tan buenas relaciones con los dueños de las empresas que debe vigilar, particularmente con los de las entidades financieras, no quiera reglamentar los mecanismos que debe tener el ciudadano para defenderse de injustos reportes que pueden hacer estos bancos”

Pero desde luego, no iba a ser abriendo la nota, sino en su penúltimo párrafo, justo antes de haber desviado la atención hacia esas malvadas empresas de cobranza. Sólo por comparar, veamos como abre la nota El espectador:

“Por negligencia, 800 mil colombianos siguen en bases de riesgo financiero. La denuncia fue hecha por el senador promotor de la Ley de Habeas Data, Luis F. Velasco. Una dura denuncia extendió a la opinión este viernes el Partido Liberal. Esa colectividad reveló negligencia de parte del Ejecutivo para reglamentar la Ley de Habeas Data. El promotor de la iniciativa, senador Luis Fernando Velasco, denunció que “extrañamente” el Gobierno está intentando beneficiar al sector bancario sin dicha norma.”

portafolio ha querido proyectar una cierta imagen de seriedad y de calidad y de ser una cosa tramadora con sus ridículas hojas rosadas. Pero nada bueno podría venir de la CEET. Y lo que medio medio sacaba la cara, lo quitaron.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s